Saltar al contenido

La dieta de la naranja

Una dieta muy efectiva para bajar esos kilos de más que tanto nos fastidian es la dieta de la naranja, la cual no sólo nos ayudará a bajar de peso sino que además es muy útil para depurar nuestro organismo, eliminando las toxinas existentes. La clave se halla en que se trata de un cítrico rico en vitaminas, fibra, calcio, hierro, magnesio y fósforo, y que, a su vez, dispone de propiedades antioxidantes.

Con la dieta de la naranja, la cual es necesario seguirse por un espacio de cinco días, podremos eliminar líquidos y adelgazar alrededor de dos kilos.

La naranja, por sus propiedades beneficiosas para el equilibrio de nuestro cuerpo y nuestra salud, es altamente recomendable para aquellas personas que padecen de estrés o depresión.

Prepárate y ve a comprar naranjas ya que el menú que tendrás que seguir durante los cinco días que dura la dieta será el siguiente:

– Desayuno: Media naranja o un zumo natural de naranjas y un café, té o un vaso de leche desnatada, siempre endulzado con edulcorante.

– Almuerzo: Dos huevos cocidos o pescado a la plancha un con ensalada de pepino y tomate, una rebanada de pan tostado integral y media naranja.

– Merienda: Una o dos naranjas y un zumo natural de naranja. Se puede optar por beber un yogur desnatado o un té.

– Cena: Un filete de carne o una pechuga de pollo, siempre a la plancha, con ensalada de lechuga y la mitad de una naranja.

Es necesario señalar que la dieta de la naranja puede resultar un tanto dura. Por consiguiente, si en algún momento notas que no te encuentras bien, deberás abandonar de inmediato el régimen.

Si bien esta dieta se basa fundamentalmente en la ingesta de naranjas, es importante que una vez que la termines continúes incluyéndolas en tu alimentación diaria para que puedas recibir sus saludables propiedades.